La gloria

Author: Rodrigo D. Granados . /


Estamos acostumbrados a ver escenificada la gloria como un puñado de tipos uniformados en calzones, rodeando un trofeo bajo una lluvia de confeti coloreado; pero la gloria es muchas más cosas. Es lo que les falta a quienes nos dirigen; un telón que sube y baja; una vecina de Vic u ocho felicidades; tregua a los que pasan frío; una tienda de mi infancia; un pastelito de hojaldre o un putón de Salamanca. La Gloria es la bienaventuranza; un sábado sabadete; angelitos espontáneos en el cielo de los cuadros y hasta un eslogan político que ha calado en los hispanos: “Yes, week end”. La gloria es una manzana con respiración agitada, mientras un chucho cabreado, refunfuña en la alambrada; una mañana de abril caminito de la fábrica con un humor especial. Recuerdo aquel quinto gol; aquel pastel de manzanas para abundar en ejemplos, aquel beso, y beber tras lo implacable de la sed en Sierra de la Ventana. Podrían Uds. Colegir que, para un servidor, la gloria no es otra cosa que la patria del hedonista (y no iban a andar muy desencaminados); la gloria está en todas partes; alguna es vieja, y nos da la vara con sus batallitas, decimos entonces :”tengo prisa”, para poner paz y verla venir. Está en todas partes sí, y si no se ve, es únicamente porque no prestamos la atención necesaria.

15 comentarios:

Lúzbel Guerrero dijo...

¡PLÍÑ! inaugurando en La Gloria de Don Ramiro
¿Sabe? Ud. y yo podríamos ser amigos

Pombolita dijo...

Rodrigo: aquí huele a azufre.
Y es que te está pasando como al escribidor de la tía Julia, que lías los argumentos. Nos vas a volver tarumbas a tus seguidores y yo que , mire usted, ahora estaba en la gloria, me he caido de ella, pero es igual: ¡aquí paz y después gloria!

Rodrigo D. Granados . dijo...

Gracias Lucybell, pensaré en ello.

¿Y yo qué he hecho?
Siga Ud. en la gloria vecina, o en la glorieta, no hay mejor lugar... por cierto, ¿tiene pan? es que tengo la jaca en reparación y no he podido ir a la civilización.

Lúzbel Guerrero dijo...

Noto un ligero RIN TIN TIN en sus palabras, ¡Y todo porque confundí su nombre!
No se preocupe DON RAMIRO, no volverá a ocurrir

mangeles dijo...

UInsss....mi muy querido Lúzbel...y su Week end...kisses miles.

D. Rodrigo, me gusta su visión de la Gloria. Toda gloria, está pegada a nosotros y nuestro suelo. Gloria, leer sus letras y mirar esas flores ...esas son las glorias verdaderas.

Besotes..

Pd. ¡Tenga cuidadín con el Lúzbel¡...le puede vender el perrito por unas tangas cualesquiera.....

iliamehoy dijo...

La gloria en constante tránsito, entre el éxito o el fracaso...
Saber medirla parece una capacidad limitada tan sólo a los seres que captan más allá de miradas mal pagadas.
Su poética descripción, redunda en esa certeza de la gloria permitida a los parias.
Con esa me quedo, con su permiso.
Una sonrisa

VolVoreta dijo...

La gloria es este preciso momento...aunque le haya robado una hora y veinte minutos al sueño.

Te dejo un beso, Ramiro, perdón quiero decir Rodrigo.

DELIRIUMTREMENDS dijo...

Gloria... me viene a la memoria el Hagen Dazz de dulce de leche, algunos poemas robados de aquí y de allá, la sonrisa de mi hija, los ojos color mar de un japuto, las conversaciones al teléfono con un señor muy majo de acento argentino, el sofá de mi casa, una llamada inesperada...
Sí, se a lo que sabe la gloria, y en este país, o están vacíos, u olvidaron el significado. Pero haberla, la hay, sólo es que hay gente sin imaginación ó demasiado egoístas para acordarse de ella, la gloria, dije yo mirándote a los ojos, la gloria eres tu¡¡¡¡
FIRMADO:
BEQUERDELIRIUMTREMENDS
BSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSS

Conciencia Personal dijo...

La gloria es primavera con hermosas flores, en mi país le decimos claveles.

Con afecto primaveral, Monique.

Lúzbel Guerrero dijo...

¡PLÍÑ! un 10 RAIMUNDO

Mariola dijo...

No voy a ser la única que no le llame Ramiro... :)

Pues bien, mire usted, Don Ramiro, la gloria cada cual la entenderá como le plazca, a mí con un colacaíto templaíto por la mañana ya me vale.

La gloria es ver la sonrisa de cualquiera que lleva mucho sin reírse, un niño, un padre (aunque sea un cabrón), un amigo... o un polvo bien echao, ¡no me diga que eso no es gloria bendita!...

Besito

Lúzbel Guerrero dijo...

Estoy con MARIELI DON RODOLFO, a mí también me parece que estar colocaíto desde temprano es la gloria, ¡y de lo otro ni le cuento...!

Logan y Lory dijo...

Más o menos como decía Cajal: La gloria, en verdad, no es otra cosa que un olvido aplazado.

Buen día

Gárgola dijo...

La gloria a veces es algo tan sencillo que puede pasar desapercibida. El humor, el sexo y la amistad o esta cascada lila al lado de la puerta.
Rodrigo, tus reflexiones agudas y tus textos acertados te envuelven en un aura de respetabilidad que hace que la gente que pasa por tu viña le cueste tutearte. Yo de buen principio te pedí permiso para hacerlo y no te veo como Don R.
Por cierto dile a Lucibel que estoy en ello, a ver si ventilo 'el tiempo' este final de semana.

besos

cristal00k dijo...

Pues no sé yo... entre Ramiros y Lucybellos, casi que me subo a la Gárgola, a ver si desde ahí arriba se divisa de una vez que cosa es la puta gloria, que entre todos me tienen despistá.
Aunque ahora que me fijo, lo único que se ve desde aquí arriba, es al putón de Salamanca a punto de sábado sabadete, claro que como estamos en el "Yes week end" lo mismo son esos tipos uniformados que nos van a dar por saco todo el idem...
Sea lo que sea Don Ramón, si por fin vengo a verle para que me cuente chistes machistas, prometo contra-atacar con una tarta de manzana para que por fin de suelta a su vena hedonisto-estomacal y pa que se joda el Sr. Bella Luz... Aissss
Cristal.